martes, 16 de octubre de 2012

Mínimas condiciones para el ejercicio médico en AP


Me aprovecho de un documento de la OMC sobre Criterios básicos para el ejercicio médico en Atención Primaria, que parte de la base de que “los médicos de Atención Primaria (médicos de familia y pediatras), en España, no podemos garantizar una atención suficiente y de calidad a la población si no disponemos de unas condiciones mínimas para el ejercicio profesional”. Del mismo extraigo y subrayo las siguientes consideraciones y propuestas.


ATENCIÓN PRIMARIA EN ESPAÑA VS. EN EUROPA
Un informe de la Organización Mundial de la Salud (año 2000) sobre los sistemas sanitarios públicos europeos dice lo siguiente:
  • (Número de pacientes) España es el país europeo en el que el médico de Atención Primaria visita más pacientes por semana, superior en un 40 % a la media europea.
  • (Tiempo de consulta) Es el país en el que los médicos de Atención Primaria menos tiempo dedican a sus pacientes por visita.
  • (Inversión en salud) Globalmente, el porcentaje del PIB dedicado a la salud ha bajado. En 1993 era del 7.6 % y en 1998 del 7.1 %, lo que nos sitúa en el 7º peor lugar entre los 29 países europeos.
ORGANIZACIÓN
  • La burocracia. Tenemos la imperiosa necesidad de eliminar papeles superfluos de la consulta…
  • Patología crónica. Uno de los errores que estamos cometiendo en Atención Primaria es la excesiva “protocolitis”, secuestrando e infantilizando a numerosos pacientes.
  • Las agendas de calidad. No saber qué carga asistencial se va a tener en el día, aparte de crear un importante grado de ansiedad en el profesional, resulta bastante ineficiente.
  • Sustituciones por ausencia. Para garantizar la calidad asistencial, como norma general,  la sustitución tiene que realizarse al 100%.
  • La urgencia asistencial. Supone una situación que requiere buenas condiciones de organización, recursos, formación y un profesional mínimamente descansado.

El mensaje es claro, a pesar de su carga utópica: racionalizar la asistencia en Atención Primaria, desburocratizarla y reorganizarla, invirtiendo por supuesto mucho más en salud.

2 comentarios:

  1. Pues vamos a peor en todos los sentidos, querido José Manuel. Dan ganas de salir corriendo.
    Moitos bicos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, Lola. Ya estamos asistiendo a una fuga de jóvenes cualificados preocupante (casi un éxodo), sin que parezca preocuparles a los mandatarios.
      Besos.

      Eliminar