lunes, 13 de febrero de 2012

Sinuhé, administrador egipcio... y médico


Fuente: Egiptomania

Un cuento egipcio que nos ha sido revelado por los llamados papiros de Berlín, nos habla de un personaje del antiguo Imperio del Nilo: la Historia de Sinuhé. Tras una exitosa conspiración para asesinar al faraón Amenemhat I, fundador de la dinastía XII, la historia nos muestra el tiempo de su sucesor, Senusert I o Sesostris I, que gobernó de c. 1956 a 1911/10 a. C. Sinuhé, cortesano servidor del faraón (visto como servidor, tesorero o administrador, incluso como espía), relata en primera persona costumbres, viajes e impresiones personales (el enlace al pie del jeroglífico ilustrativo nos lleva a una traducción de los papiros).

El magistral cuento inspiró la novela histórica de Mika Waltari Sinuhé, el egipcio (1945), en la el autor finés varía el contexto histórico y convierte a Sinuyhé en médico real, de modo que su figura adquiere más grandeza. Y la novela inspiró a su vez la película de Michael Curtiz ("The Egiptian", 1954). 

Si bien el film del afamado director de "Casablanca" es menos valorado que la novela, sirva la música de Bernard Herrmann y Alfred Newman como ilustración sonora de este post médico-melódico dedicado a un administrador del Antiguo Egipto convertido en médico.


***

Enlace
Sinuhé, el egipcio, de Mika Waltari (pdf)

6 comentarios:

  1. ¡Maravilloso, José Manuel!
    Has dado con uno de mis puntos débiles, el Antiguo Egipto, y todo lo que tenga que ver con él me apasiona. Por supuesto he leído esta novela, he visto la película, y lo hago cada vez que puedo... No digo más.
    Muchas gracias, y un faraónico abrazo, amigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sé bien que te apasiona el Antiguo Egipto, amigo Francisco, y aún tengo presente la entrada del polifacético Imhotep, pionero médico del trabajo. Y aunque en mí no ha calado tanto, no deja de atraerme el fascinante misterio de esa gran civilización.
      Otro faraónico abrazo.

      Eliminar
  2. Hola José Manuel:

    Sinuhé el egipcio es una novela que me impactó, quizás porque la leí muy joven. Desde entonces he vuelto a releerla varias veces.
    Lo que desconocía, es que está inspirada en un personaje real. Aunque según comentas, Mika Waltari, varía el contexto histórico.
    En cualquier caso, es una gran novela muy bien documentada. Me llamó mucho la atención, la descripción que hace de las trepanaciones y como se valían de personas que creían que poseían poderes hemostáticos para evitar las hemorragias. Quizás, con los recortes a la sanidad, vuelvan a formar parte de los equipos de los quirófanos... jajaja.

    Salud(os).

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No deja de admirarme tu vasta cultura, amigo Antonio.
      Que los límites de un cuento antiguo hayan inspirado una moderna y extensa novela histórica -respetando la narración inicial en primera persona pero cambiando las funciones del protagonista, que supuestamente existió-, bien documentada como dices, muestra los méritos del autor.
      De momento no creo que volvamos a métodos de pasados milenios; pero como sigamos con recortes, no sé...
      Un dinástico saludo.

      Eliminar
  3. Casi no llego tiempo de decirte cuánto me gusta Sinhué; leí la novela de Waltari en plena adolescencia (¡cuando quería ser egiptóloga!) y aquello me llevó a leer y buscar más y más ¡qué voracidad la de los apasionados, jajaja! Me encanta la novela, me encantan la película y su música, me encanta el vídeo que nos traes y me encanta la entrada.
    ¡¡Moitos bicos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya poco tengo decir aquí, querida Lola. También es admirable tu apasionamiento. ¡Musicóloga y egiptóloga!... Casi nada. ¿Te imaginas las sonoridades del Antiguo Egipto acordes con su grandiosidad cultural? ¡Guau! Pongámonos a soñar...
      Faraónicos bicos.

      Eliminar