jueves, 27 de junio de 2019

Que cuarenta años de AP no son nada

Centro de Atención Primaria


No detenemos en el interesante trabajo “La Atención Primaria desde dentro” y vemos la evolución de la medicina extrahospitalaria desde la creación de la medicina de familia, antes de que existiesen centros de salud. Sí, los ambulatorios tradicionales dieron cobijo durante un tiempo a los nuevos especialistas, antes de que fuesen construidos centros más apropiados, o que aquellos se reformasen o simplemente cambiasen de denominación. 

Y después de un recorrido histórico… 
  • Conferencia de Alma Ata (OMS, 1978). Crítica al hospitalocentrismo. Propuesta de reorientación de sistemas sanitarios, centrándolos en AP. 
  • Periodo conflicto 1978-1984 (6 años). Inexistencia de centros de salud. 
  • Real Decreto 137/1984, sobre Estructuras Básicas de Salud. Regulación de estructura, funciones, organización… de los CS, que sigue en vigor. 
…asistimos a la realidad actual:
  • Persiste el hospitalocentrismo.
  • Se acrecienta la fragmentación asistencial y la burocracia.
  • Se sufren cada día más los efectos de la medicalización.

Como consecuencia de las fórmulas de la nueva gestión (gerencialismo), de los cambios sociológicos que influyen en la conducta ciudadana y del desgaste profesional, el deterioro de la atención primaria es imparable.

La Administración Sanitaria, mediante las políticas establecidas o acordadas por los dirigentes de turno, detrae los presupuestos de AP, demostrando así que no le importa, y, con su maltrato, recorta los recursos humanos (“emigración médica”).

La población, movida por la estrategia del miedo, la creación de enfermedades o el sobrediagnóstico, es cada vez más demandante de asistencia y más exigencia en los tiempos de atención (“inmediatez”).

Y los profesionales de la salud se ven desbordados por la presión asistencial, abrumados por la burocracia y por objetivos economicistas, aguantando a costa de su propia salud (burnout o desgaste profesional creciente). Los últimos conflictos suscitados, en forma de huelgas médicas y manifestaciones, hablan de malestar y de situación insostenible. Pero, de momento, la otra parte parece no inmutarse. ¿Hasta cuándo permanecerá insensible? Acaso hasta que desaparezca la AP: cuando ya no exista, el problema habrá desaparecido definitivamente. Mala cosa.



Importancia de la atención primaria de salud

martes, 25 de junio de 2019

Drama de una atención primaria masificada

Torbellino.


Palabras clave: sobrecarga, incomunicación, burocracia, incertidumbre, desorden, consumismo, confusión, desconfianza, fragmentación, menosprecio, desaliento.

De las múltiples anomalías de la atención primaria de salud, que obedecen a diversos factores —propios y ajenos—, basten los siguientes ejemplos:

Cuando estás atendiendo a un paciente complejo, que requiere su tiempo, y te asignan un paciente sin cita por una nadería. 

Cuando alguien dice que no duerme e inmediatamente se le da un somnífero, en lugar de investigar las causas de su insomnio. 

Cuando precisas una exploración física completa y te echan en la mesa varios formularios para que los cubras.

Cuando alguien pide un tranquilizante a través de una consulta telefónica y no hay argumentos para darlo o negarlo. 

Cuando te consulta un paciente polipatológico y al mismo tiempo te pide que informes al psicotécnico de que no tiene problemas para conducir un vehículo.

Cuando no se recomiendan estatinas en mayores de 75 años en prevención primaria y otro facultativo les insiste a pacientes de ese perfil en que las tomen.

Cuando tu lista de pacientes está repleta y, en medio de la faena, te indican que abandones la consulta para atender una urgencia distante.

Cuando la petición de una prueba diagnóstica es un suplicio papeleril, en contraste con la simplicidad hospitalaria.

Cuando a un niño le indican paracetamol e ibuprofeno para la fiebre y tratas de convencer a la madre de que un solo antipirético es suficiente.

Cuando la descripción de una lesión cutánea no basta y, dudando de tu aptitud, te exigen adjuntar una imagen que lo demuestre.

Cuando adviertes que cada especialista va a la suyo y la atención integral se desmorona por la fragmentación asistencial.

Cuando te consultan simultáneamente múltiples problemas y te ves humanamente imposibilitado para darles respuestas adecuadas.

Cuando compruebas que la noble idea de solidaridad (propugnada por Tudor Hart) se ha convertido en pernicioso consumismo. 

Y valga una reflexión ajena*, con imagen incluida. "Navegamos por el [amenazante] mar de la incertidumbre, donde además de la parte visible del iceberg de la desmoralización, de la sobrecarga, de la falta de reconocimiento que podamos percibir, hay una gran parte sumergida, que condensa varios de los peligros que tiene la AP, peligros que conviene avistar para evitar que choquemos con ellos...", y vayamos a pique.

*Del interesante trabajo "La Atención Primaria desde dentro".


Creemos que las soluciones a este drama de la atención primaria de salud han de pasar por: la regulación asistencial, la confianza mutua y el respeto profesional.
***
No es bueno tragar hasta empacharse o reventar...

(Escena de los huevos)

domingo, 23 de junio de 2019

Desafíos y vejaciones



Cuando nos paramos a contemplar las encomiendas profesionales, en número creciente a lo largo de los años, y los objetivos, que van haciéndose más difíciles de alcanzar, observamos un continuo desafío, una puesta a prueba cada vez mayor de las capacidades y de la resistencia, y al mismo tiempo una clara vejación. Con impuestos desafíos y ruines vejaciones, vamos resistiendo a duras penas.
Desafío: reto, provocación, amenaza, incitación...
Vejación: maltrato, humillación, afrenta, ofensa, burla, injuria...
Y al reparar en la obra musical Vexations (Vejaciones) de Erik Satie, hallamos una pieza interminable, con sus 840 repeticiones, que hace pensar a los analistas en una burla y/o un desafío al intérprete. También en otras interpretaciones: autoflagelación, melancolía, amoroso dolor. Pero continuarán los interrogantes sobre este singular compositor, admirado por otros músicos y artistas.


Vexations (Vejaciones) de Erik Satie

jueves, 20 de junio de 2019

Medicalización de la vida: un problema de salud


La medicalización de la vida es uno de los problemas que actualmente contribuyen a la masificación de las consultas del Médico de Familia y de los Servicios de Urgencias, provocando, a la vez, dificultades para proporcionar una atención de alta calidad y frustración en una buena parte de los profesionales. Entendemos por medicalización el proceso de convertir situaciones que han sido siempre normales en cuadros patológicos y pretender resolver, mediante la medicina, situaciones que no son médicas, sino sociales, profesionales o de las relaciones interpersonales. La medicalización es un proceso continuo que se autoalimenta y crece de forma constante, facilitado por una situación en la que la sociedad va perdiendo toda capacidad de resolución y su nivel de tolerancia. Su origen es multifactorial, existiendo diversas causas y actores implicados (sociedad, medios de comunicación, industria farmacéutica, políticos, gestores y profesionales sanitarios), jugando el sector sanitario un papel fundamental en dicho proceso. Los profesionales sanitarios son, a la vez, actores y víctimas de dicho proceso. Presentamos en este documento una reflexión sobre el proceso de medicalización de la vida y los factores intervinientes.
Medicalización de la vida, Revista Clínica de Medicina de Familia 
Detrás de la medicalización, los intereses espurios. Frente a ella, convencerse de su inconveniencia, concienciando de que la vida no es una enfermedad (¡a dónde hemos llegado!), educando y aplicando el sentido común.
***
Entradas relacionadas:
Medicalización de la vida y voces en contra
Sobre la medicalización esclavizadora

martes, 18 de junio de 2019

Paradojas sanitarias



A partir de un tuit que entraña una paradoja sanitaria...


...se suscitan otros mensajes que entrañan parecida contradicción:
  • El médico de familia no puede solicitar un TAC cerebral, pero está obligado a atender una urgencia neurológica o psiquiátrica. (Nota informal)
  • Al médico de familia le permiten ahora pedir pruebas que antes tenía vetadas..., pero debiendo rellenar engorrosos formularios inhibitorios, porque ocupan más tiempo que una exploración física.
  • La prescripción de CODEÍNA simple exige “visado” de receta, pero la combinación de CODEÍNA+PARACETAMOL no tiene trabas. 
  • En tiempos de saturación agendas médicas y creciente burocracia, los gestores sanitarios cacarean calidad y humanización.
  • Hay una sola Tarjeta Sanitaria Europea, pero tenemos diecisiete tarjetas sanitarias autonómicas.
Y es que de ideas irracionales, disparates, contrasentidos, expresiones inverosímiles o absurdas, vamos sobrados en esta tierra nuestra, singular y contradictoria. Por eso aún puede dar mucho de sí el hastag #paradojasanitaria.
***
También hay paradojas melódicas. Pensar que uno de los tres compositores más grandes de la historia fue arrojado a la fosa común... 

viernes, 14 de junio de 2019

Controlar el temor

Alarcón


No sientas miedo nunca sin razón...
Por eso pienso que este cuento del gallo deberían saberlo todos los que tienen castillos y fortalezas a su cargo, para no dejarse atemorizar con amenazas o con engaños, ni con fosos ni con torres de madera, ni con otras armas parecidas que sólo sirven para infundir temor a los sitiados. Aún os añadiré otra cosa para que veáis que sólo os digo la verdad: jamás puede conquistarse una fortaleza sino escalando sus muros o minándolos, pero si el muro es alto las escaleras no sirven de nada. Y para minar unas murallas hace falta mucho tiempo. Y así, todas las fortalezas que se toman es porque a los sitiados les falta algo o porque sienten miedo sin motivo justificado. Por eso creo, señor conde, que los nobles como vos, e incluso quienes son menos poderosos, deben mirar bien qué acción defensiva emprenden, y llevarla a cabo sólo cuando no puedan evitarla o excusarla. Mas, iniciada la empresa, no debéis atemorizaros por nada del mundo, aunque haya motivos para ello, porque es bien sabido que, de quienes están en peligro, escapan mejor los que se defienden que los que huyen. Pensad, por último, que si un perrillo al que quiere matar un poderoso alano se queda quieto y le enseña los dientes, podrá escapar muchas veces, pero si huye, aunque sea un perro muy grande, será cogido y muerto enseguida.
Fragmento del cuento XII de El conde Lucanor, de Don Juan Manuel 

Válganos como ejemplo que nos aconseja controlar el temor. Y sírvanos de excusa para ilustrar esta entrada con un vídeo sobre el castillo medieval.

martes, 11 de junio de 2019

Sobre el buen uso de los antibióticos



El médico trata de educar al paciente sobre el buen uso de los antibióticos...
Me dijo que echaba esputos verdes y amarillos, y que como se iba a curar así, sin antibióticos. Le dije que el color del esputo no quiere decir que haya bacterias, que también se dan en las infecciones respiratorias causadas por virus y que el color del esputo depende del mayor o menor número de células inflamatorias (leucocitos). Que conozco bien lo molestos que son los síntomas porque padezco cada año dos o tres bronquitis agudas, que también toso y tengo esputos de ese color, que nunca he tomado un antibiótico y que estoy sano. Le añadí que cada vez que padezco una bronquitis aguda me paso dos o tres noches durmiendo en el sofá para no despertar a mi mujer con la tos. Y que no hay catarros o gripes mal curadas, sino que eso que llama así la gente pueden ser neumonías o sinusitis bacterianas que han complicado a la bronquitis aguda o a la gripe, y esas sí se tratan con antibióticos.
Joaquín Lamela (neumólogo), "La presión de pacientes y familiares sobre el médico"
...pero no es fácil conseguirlo. Convencer de la improcedencia de prescribir antibióticos en casos que no lo precisan es una de las tareas más duras con las que se baten los galenos. El miedo y la falta de confianza de los pacientes suponen un importante obstáculo individual. Además de la personalidad, la educación y el medio actúan como factores condicionantes. Cuando se añade la presión de los familiares, puede formarse un muro inexpugnable, contra el cual el más esforzado discípulo de Hipócrates puede claudicar. Con todo, no hemos de tirar la toalla, sino que debemos continuar nuestra lucha educativa, en este caso sanitaria.

Y como medicina y música van de la mano en este espacio, pasamos de la educación sanitaria a la musical, que comienza con el Do, Re, Mi... 

jueves, 6 de junio de 2019

Las mejores sinfonías

Fuente: ABC Cultura

Las obras de arte se dividen en dos categorías: las que me gustan y las que no me gustan. No conozco ningún otro criterio. Anton Chejov

Según una encuesta realizada entre directores de orquesta, la mejor sinfonía de la historia musical es la Sinfonía nº 3 «Heroica» de Beethoven. Pero también la nº 9 «Coral» figura entre las diez elegidas (se quedan fuera la famosísima Quinta, mi querida Sexta y la exuberante Séptima). Sin embargo, es Mahler el compositor que destaca con tres sinfonías en el ranking, yendo la nº 9 en primer lugar. Por nuestra parte, echamos de menos a otros sinfonistas, como Bruckner (su sinfonía nº 8 es preferida de Rattle) o Sibelius, de quien creemos que su sinfonía nº 7, y última, es la cima de su creación sinfónica. También nos gustaría incluir alguna sinfonía de Mendelssohn, Liszt o Dvorak. Entonces habría que alargar la selecta lista.



Sinfonía nº 3 «Heroica» de Beethoven

Buenas interpretaciones de cada una de las sinfonías elegidas AQUÍ

martes, 4 de junio de 2019

La dignidad del médico de familia


DIGNIDAD. Cualidad de digno, que se comporta con responsabilidad, seriedad y respeto (hacia sí mismo y hacia los demás), y que se hace respetar, no dejando que lo humillen ni degraden. 

La dignidad del médico de familia exige:

Asumir un código ético, incluyendo quizá las “4H” de Osler: humildad, honestidad, humanidad y humor.


Entregarse a su labor profesional, pero sin autoflagelarse.

Realizar un trabajo digno, lo cual supone un salario justo y derechos laborales, pero también unas condiciones decentes.

Saber comunicar de manera correcta, de modo que el paciente comprenda.

Mantener su competencia profesional, respetando unos principios básicos en los que reconoce sus limitaciones y sus errores. 

Aspirar a un legítimo reconocimiento profesional.

Disponer de seguridad frente a las agresiones, triste fenómeno creciente.


Cuestionarse su labor cuando supone una continua carrera de obstáculos y lo supera el estrés.  Porque, ¡no lo olvidemos!, el médico también enferma.


The Doctor-Comfortably Numb (Confortablemente adormecido), Pink Floyd

domingo, 2 de junio de 2019

Del amor espejismos traidores...



En sus ojos rasgados y azules, 
donde brilla el candor de los ángeles, 
ver creía la sombra siniestra 
de todos los males. 

En sus anchas y negras pupilas, 
donde luz y tinieblas combaten, 
ver creía el sereno y hermoso resplandor 
de la dicha inefable. 

 Del amor espejismos traidores, 
risueños, fugaces... 
cuando vuestro fulgor sobrehumano 
se disipa... ¡qué densas, qué grandes 
son las sombras que envuelven las almas 
a quienes con vuestros reflejos cegasteis!

ROSALÍA DE CASTRO, En las orillas del Sar (1884)


Suite Judy Blue Eyes - Crosby, Stills & Nash