miércoles, 26 de agosto de 2009

Léxico médico de la atención primaria (8): Q-S


(Es recomendable leer primero la introducción al Léxico médico de la atención primaria y el preámbulo a la primera entrega)

Q

QUEMADO, SÍNDROME DEL. Denominado burn out por los anglosajones, consiste en: agotamiento emocional, despersonalización y disminución del rendimiento personal (con cansancio, fobias, irritabilidad y bloqueos cognitivos). Afecta a diversos profesionales y especialmente a los médicos; ya son legión las víctimas del fuego triste que propaga la indiferencia. ¿Razones? La mayoría de profesionales apunta a los malos gestores, que, preocupados por el “eficientismo”, no ven la cruda realidad y los condenan a trabajar bajo una gran presión. ¡Luciferes!

R

RECETA MÉDICA. Documento mediante el cual los médicos prescriben los fármacos que habrán de ser dispensados por los farmacéuticos. Nuestra receta individual (¿única en Europa?) parece fuera de lugar en estos tiempos; más que a prescribir se nos condiciona a recetar; una rutina fastidiosa y costosa, por el obligado gasto de papel. Muy atrás se queda el récipe: Rp/… (Relacionada: PRESCRIPCIÓN)

RECURSOS HUMANOS. Ver PERSONAL DE SERVICIOS DE SALUD.

REGISTRO. Ver SISTEMA DE REGISTRO.

RELACIÓN GENERALISTA-ESPECIALISTA. Una forma de comunicación complicada, condicionada por el “hospitalocentrismo”. No es raro encontrar especialistas hospitalarios que consideran a los médicos generales poco cualificados y “derivadores” de pacientes, que valoran su trabajo como ingrato, burocrático, empobrecedor y de mínima eficacia. ¡Vaya por Dios! Convendría que el médico de Atención Primaria pudiese elegir sus consultores, sus especialistas, a fin de establecer con ellos una buena relación que redundase en la eficacia y el buen servicio al paciente.

RELACIÓN MÉDICO-PACIENTE. Comunicación entre el terapeuta y el doliente. De la buena relación –comunicación– dependerá muchas veces el éxito del tratamiento, porque no sólo cura el remedio que se prescriba sino también la palabra. Puede ser decisivo lo que se le dice al enfermo y cómo (“el buen decir”), idealmente en medio de una transferencia de emociones en la que impere la confianza. En la actualidad no es fácil. De manera que el médico ha de estar preparado para relacionarse con multitud de enfermos y patologías, mantener el tipo y no desfallecer. (Relacionada: COMUNICACIÓN MÉDICA)

RISA. Una necesidad en todo ámbito, y quizás más en el sanitario, para no creerse firmemente que todo va muy bien pero tampoco demasiado mal.

S

SALA DE ESPERA. Lugar donde el paciente aguarda su turno con impaciencia; un espacio importantísimo que a menudo se desatiende. Para que la espera sea grata, las salas deberían reunir unas mínimas condiciones de diseño, iluminación y color. No diremos que proyectadas al estilo de la alta decoración, pero son inadmisibles las que provocan el hacinamiento, generan ruido o alteran el ánimo, abatiendo de tétricas o irritando por su colorido chillón.

SALUD. La prioridad esencial para todo ser vivo. El hombre dice que es la sensación de bienestar completo, físico, psíquico y social. Y la mujer también.

SALUD LABORAL. Consecución del bienestar físico, psíquico y social –siguiendo la definición de la Organización Mundial de la Salud– en el medio laboral. Se logra mediante la creación de un ambiente de trabajo adecuado, procurando unas condiciones laborales justas y dignas. Paradójicamente, nuestro medio sanitario no suele ser el más idóneo, por la perseverante desatención de la salud de los trabajadores de los servicios de salud. ¿Alguien lo entiende?

SALUD MENTAL. Estado de bienestar mental, que ha ido empeorando por diversos motivos: exceso de información (los ignorantes parece que son más felices), especialmente con la llegada de Internet, con la desmembración familiar y con el envejecimiento poblacional (tendencia a la marginalización del anciano). Podríamos concluir, de modo dramático, que vivimos en un mundo de locos –del que el médico no se escapa–, sin que las auténticas enfermedades mentales hayan aumentado. Pero si no hay bienestar, por definición tampoco hay salud… ¡Vaya lío!

SALUD PÚBLICA. Hace referencia al fomento de salud y a la Medicina Preventiva (antes Higiene, etc.). Dirige sus acciones sobre el medio ambiente (saneamiento), sobre el individuo (promoción o fomento de la salud, prevención de la enfermedad y restauración de la salud) y sobre la colectividad (salud comunitaria), en especial mediante la educación sanitaria. Siendo tan importante, se ha ido olvidando, en favor de la asistencia pura y dura; que aquí somos más dados a lamentar que a prevenir. (Relacionadas: EDUCACIÓN SANITARIA, MEDICINA PREVENTIVA, SANIDAD)

SANIDAD. Conjunto de servicios de Salud Pública destinados a preservar la salud, mediante su fomento, protección y restauración. La Atención Primaria es uno de esos servicios, pues ofrece –o debe ofrecer– una atención integral. Hermosa filosofía… (Relacionada: SALUD PÚBLICA)

SATISFACCIÓN PROFESIONAL. Lo que de algún modo hace feliz al galeno. En una encuesta de diciembre de 2003, se concluía que los médicos hispanos estaban insatisfechos, desmotivados, faltos de promoción y limitados de tiempo para formación. Y que se sentían acosados, discriminados, con inestabilidad laboral, insuficientemente reconocidos socialmente y mal remunerados. Entonces, si damos por válido el sondeo, están realmente descontentos, propensos a la fatiga crónica y al “burnout”. ¡Lamentable!

SECRETO MÉDICO. Específico secreto profesional, obligación y derecho del médico a guardar silencio sobre lo que le comunica el paciente. Un tema amplio, complejo y mal regulado en España. La Constitución, en su Art. 18, garantiza el derecho al honor, a la intimidad personal y familiar y a la propia imagen, y en cambio, en el Art. 20, reconoce y protege el derecho a comunicar o recibir libremente información veraz por cualquier medio de difusión (comprobamos a diario que los medios airean enfermedades de los famosos). Somos así de contradictorios. (Relacionada: DERECHO SANITARIO)

SEGURIDAD SOCIAL. Sistema de protección social que incluye los servicios sanitarios. En Hispania, la cobertura asistencial se ha “universalizado”; un logro plausible que, sin conllevar el suficiente incremento de recursos, ha repercutido negativamente en la calidad.

SEMERGEN. Sociedad Española de Medicina Rural y Generalista. Creada en 1973 como SEMER (Sociedad Española de Medicina Rural), es la primera sociedad española de médicos generales, existente años antes como “Asociación de Médicos Rurales”.

SEMFYC. Sociedad Española de Medicina Familiar y Comunitaria. Creada a principios de la década de 1980, tras la ordenación de la especialidad en Medicina de Familia. En el Real Decreto 2015 de 1978 aparece recogida por primera vez dicha especialidad, definiendo su articulado al médico de familia como la figura fundamental del sistema sanitario.

SEMG. Sociedad Española de Medicina General. Creada a finales de la década de 1980, considera que el médico general se enfrenta a nuevos retos ante el envejecimiento poblacional, la aparición de nuevas enfermedades y formas de enfermar, las nuevas tecnologías y los avances científicos, las nuevas demandas sociales y el alto coste de los servicios sanitarios, criticando la burocratización y la despersonalización (¡la tecnología manda!) de nuestro sistema sanitario.

SENTIDO COMÚN. Una facultad que parece haberse perdido y que es preciso recuperar, por el bien de la Sanidad Pública en general y de la Atención Primaria en particular.

SINDICATO PROFESIONAL. Asociación para la defensa de intereses comunes a todos los asociados, económicos y profesionales. Pero, ¡ay!, o las buenas intenciones no logran sus frutos por causa de la desconfianza –“escepticemia”– o se recela de su eficacia.

SISTEMA DE REGISTRO. Estructura para la recogida, procesamiento, análisis y difusión de la información necesaria para organizar y hacer funcionar los servicios sanitarios, así como para la investigación y la docencia (definición de la OMS). Entre otros: historia clínica (el principal), enfermedades de declaración obligatoria, registro de actividad y registro de mortalidad. En este incomprensible mundo hay que registrarlo todo. (Relacionada: HISTORIA CLÍNICA)

SISTEMA NACIONAL DE SALUD (SNS). Conjunto de empresas de servicios, tal como les gusta afirmar a los teóricos, y en Hispania una quimera fragmentada en diecisiete sistemitas autonómicos. Inmerso en un supuesto proceso de cambio que parece no concretarse nunca, en lugar de seguir una política de incentivos desarrolla otra de reprobaciones. Continuamente cuestionable, tanto si tiende a la privatización como a la autogestión, y un despropósito cuando prioriza el ahorro en materia de salud. Y a pesar de todo, los más románticos siguen soñándolo.

SOCIEDAD MÉDICA. Asociación de médicos con un cometido generalmente científico, por lo que también se denomina “Sociedad Científica Médica”, y que representa a sus miembros frente a los grandes problemas del sistema sanitario. La mayoría de sociedades no tiene más garantía de supervivencia que sus socios, lo que las diferencia de Colegios y Sindicatos. Además de las especializadas, en el campo de la Atención Primaria existen en Hispania tres sociedades: SEMERGEN, SEMFYC y SEMG.

SOCIOLOGÍA DE LA SALUD. También llamada Sociología médica, es la ciencia que estudia la implicación de los grupos sociales en el comportamiento de los individuos respecto a la salud y la enfermedad. Entendiendo el significado de la Sociología (rama del conocimiento que hace de las relaciones humanas su objeto), una de las ciencias sociales, llevada al campo de la salud no cuesta desentrañar su fundamento y deducir su aplicación. La Sociología médica aplica el conocimiento sociológico al ámbito de la salud. Los profesionales también necesitan aprendizaje en este apartado (aprender para enseñar, que dicen que es aprender dos veces) y gran capacidad de comprensión de los fenómenos de salud en función de los cambios sociales. Debe tenerse presente una dualidad social: la confianza ciega en los tratamientos médicos y el desencanto con la práctica médica. El centro de salud y el hospital funcionarían igual que otras agencias educativas; como la familia, la escuela, el grupo de compañeros, el trabajo, los medios de comunicación de masas o las iglesias. A veces pueden confundirse sus límites con los de la Antropología médica. (Relacionada: ANTROPOLOGÍA MÉDICA, HUMANIDADES MÉDICAS)

SUPRAMUNICIPALIDAD. Uno de los últimos inventos de la gestión sanitaria. Habiendo carencia de recursos humanos (los médicos han huido al exterior, debido al mal trato interno y a las negras expectativas), el planteamiento es peregrino: que además del municipio que le corresponde a uno se atienda a los de alrededor. Total, ¡qué más da!, si ya se carga con el objetivo de “demora cero”, con la “intersustitución”, con los desplazados…

No hay comentarios:

Publicar un comentario