miércoles, 5 de marzo de 2014

La indispensable maniobra de Heimlich

Maniobra de Heimlich aplicada en adultos

La maniobra de Heimlich debería ser de conocimiento obligado. Me refiero particularmente a los profesionales de la hostelería, especialmente camareros. Una sencilla maniobra que puede salvar fácilmente la vida a las personas que sufren un atragantamiento al comer.”
Muy cierto, porque de la rapidez en su aplicación puede depender la vida de una persona que se atraganta, por ejemplo con un pedazo de carne, o un trozo de fruta. Siempre he considerado que sería útil en los restaurantes un cartel ilustrativo en el que se mostrase esquemáticamente esta maniobra de compresión abdominal a aplicar en casos de atragantamiento. Se trata de un procedimiento de primeros auxilios para desobstruir el conducto respiratorio y evitar la asfixia en estas situaciones de emergencia.



En una entrada del blog Médico y Paciente, la doctora María José Herraiz Escobar refiere claramente qué debemos y qué no debemos hacer ante una persona que presenta síntomas de atragantamiento, describiendo la maniobra de Heimlich, en diferentes situaciones, en adultos y niños, y con muchas ilustraciones gráficas. A dicha entrada me remito: ¡Se está ahogando!, pues…hazle un Heimlich.

Y como complemento, traigo un vídeo ilustrativo sobre la maniobra de Heimlich en adultos y niños, esperando que les sea de utilidad a todos los lectores.

2 comentarios:

  1. Tomo nota, José Manuel, es imprescindible conocer estas técnicas y como bien señalas, en profesionales de la hostelería, debía de ser obligatorio.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es una maniobra sencilla que precisa una rápida actuación (manteniendo en los posible la serenidad); de nada vale avisar al servicio de urgencias y cruzarse de brazos, pues cuando llegue no podrá hacer nada más que certificar lo peor.
      Un saludo, amigo Antonio.

      Eliminar