viernes, 30 de septiembre de 2022

Cervantes y Lope

Lope y Cervantes: duelo de plumas

Amigos en un primer momento —según dicen—, Miguel de Cervantes (1547-1616) y Lope de Vega (1562-1635), genios ambos de las letras españolas, acabaron declarándose la guerra. Sobre quién de los dos la inició hay discusiones. Cervantes admiraba el éxito de Lope como comediógrafo y su prolífica producción (por la que fue calificado como «fénix de los ingenios») y lo llamó «monstruo de la naturaleza»; lo que no sabemos es si también se enrabietó porque no se representaban sus obras teatrales. Se dice que Lope se defendió de las críticas que Cervantes hizo de sus comedias en el Quijote, sin nombrarlo: refiriéndose a él como «felicísimo ingenio de estos reinos». También se dice que Lope no veía rival como dramaturgo, ni en general literario, hasta la publicación de El Quijote, y que el triunfo de su rival no lo pudo digerir. Sea como fuere, creemos que ambos en el fondo admiraban sus respectivas capacidades. Y nos han inspirado este soneto.


CERVANTES Y LOPE

De poetas, ninguno hay tan malo como Cervantes, ni tan necio que alabe a Don Quixote. LOPE DE VEGA

—Admiro tu teatro fabuloso,
del que siempre me quedo sorprendido;
de tanto gozo, acabo malherido,
y de mí dudo, fénix ingenioso.

—No creo que tu arte sea dudoso,
poeta del Parnaso ya elegido;
aunque la prosa te haya definido
al fin en novelista tan grandioso.

—Pero tú, por envidia o por revancha,
querías humillarme sin piedad,
porque nunca quisiste darme cancha.

—Reconozco el pecado: es verdad
que de celos mi pecho tiene mancha...
¡Suplico tu perdón con humildad!


Cervantes contra Lope de Vega [y viceversa]
«Cervantes siempre quiso triunfar como Lope y éste soñó con haber escrito algún día una obra tan inmortal como la de Cervantes»

***
Entrada relacionada

Enlaces relacionados
En su Arte nuevo de hacer comedias, Lope de Vega propuso que las comedias se ajustaran a los gustos del vulgo: "Como las paga el vulgo es justo / hablarle en necio para darle gusto". Posteriormente, en la primera parte del Quijote, Cervantes atacó este texto. Cervantes no mencionó el nombre de Lope, sino que lo denominó "felicísimo ingenio de estos reinos". Y criticó sus comedias, diciendo que estaban llenas de disparates y que se habían convertido en "mercadería vendible".

No hay comentarios:

Publicar un comentario