miércoles, 21 de marzo de 2018

Política de personal en el sistema sanitario



Sobre la desastrosa política de personal en el sistema sanitario hispano nos hablan en dos blogs, con estos títulos: “Reteniendo el talento: de médicos emigrados a exiliados”, por Juan Simó, y “Destino Villaconejos, sí o sí”, por Federico Relimpio. 

Del primero, extraemos las siguientes reflexiones: 
  • Es increíble que no se pueda “retener” a un profesional cualificado que ha precisado entre 10 y 11 años de formación (retener el talento). 
  • Según fuentes de la Comisión de Recursos Humanos, la fórmula presentada por Sanidad es ambigua y complaciente con las CCAA ("reclusión laboral"). 
  • Retener mediante incentivos, incluidos los monetarios, podría funcionar, pero retener mediante la "obligatoriedad" es descabellado. 
  • Nada bueno se puede decir de una Administración Sanitaria que crea una Comisión para la "modernización de los recursos humanos" en vez de para modernizar la gestión de los mismos. 
  • Ante esta situación, los médicos españoles recién especializados ("millenials"), decidirán emigrar o, si ya se fueron, no volver ni locos. 
Del segundo, extraemos varias conclusiones y una interpelación: 
  • Políticas sanitarias de personal catastróficas. 
  • Puteo como sistema asistencial y contratos basura. 
  • Ministerio de Sanidad demolido y 17 taifas sanitarias.
  • Sistema Nacional de Salud que no sabe de incentivos.
  • ¿Para cuándo contratos de calidad e incentivos profesionales? 
En conclusión, no es demasiado el optimismo. O, mejor dicho, nos embarga el pesimismo Mucho ha de cambiar la política de personal sanitario para que nuestro sistema sanitario no se quede sin suficientes recursos humanos, especialmente médicos. Las propuestas interiores no son nada convincentes. Y a llamada del exterior muy atractiva. Entonces, ¿qué podemos esperar?

He aquí, pues, una de las razones para la rebelión médica #hayrazones 

No hay comentarios:

Publicar un comentario