martes, 19 de noviembre de 2019

MF y APS: tres conclusiones y un remate

Arco diluido

Si lloras por haber perdido el sol, las lágrimas no te dejarán ver las estrellas.
R. Tagore

Tres conclusiones consecuentes de la lectura de una entrevista al doctor Enrique Gavián («Que me expliquen cómo puedo atender a alguien en cinco minutos»):

El drama del médico de familia es verse transformado en administrativo duplicado, tramitando lo propio y lo hospitalario: recetas, volantes, partes, informes, ambulancias…

El trabajo a destajo del médico de familia solo puede acarrear consecuencias negativas: deshumanización, frustración, sufrimiento, angustia, desasosiego, irritabilidad, agotamiento… queme profesional.

En un centro de salud con mal ambiente de trabajo, sobrecarga laboral y sensación de aislamiento*, solo se puede aspirar a “sobrevivir”. (*Sin trabajo en equipo)

Y un remate radical:

El mayor drama de la atención primaria es haberlo convertido todo en "urgente". Un resfriado, un papel para un trámite, la ansiedad de una espera…
***

Pero que no cunda el abatimiento; a pesar de todo, todavía es posible una heroica medicina total. Salvo la muerte, (casi) todo tiene solución...


Optimism - Christian McBride Big Band

No hay comentarios:

Publicar un comentario